Las Leyes Liberticidas como el Proyecto de Ley de Seguridad Ciudadana, la anunciada Reforma del Código Penal y la Ley de Enjuiciamiento Criminal y en especial la posible reforma de los delitos de terrorismo, son leyes que rompen las reglas de juego de las “ democracias representativas”: derecho de expresión, derecho de libertad, derecho de manifestación, derecho de huelga, derecho de reunión, libertad de movimientos de las personas (migrantes), et c. y se constituyen en un cuerpo jurídico formal de un continuo “estado de excepción”, donde no cabe desobediencia alguna al sistema neoliberal del capitalismo.

Boletín 147 Sobre el Proyecto de Ley de Seguridad Ciudadana