STSJ de Canarias 882/2019, de 29 de agosto

El juzgado de lo social estimó parcialmente la demanda declarando la nulidad del despido de la demandante y condenándose a la empresa a los efectos jurídicos inherentes a tal declaración, así como a abonar a la trabajadora una indemnización de 6.251 euros por vulneración del derecho fundamental a no sufrir discriminación.